Home
For Women
For Practitioners
For Partners
Sex and Vaginismus
Vag. Central
Contact Us

LUBRICANTES


Usar lubricantes con tus dilatadores o tus dedos (y en el pene de tu pareja) será extremadamente importante para reducir la fricción y hacer más fáciles las inserciones. Aunque una vagina excitada estará comúnmente húmeda, esto dependerá de muchos factores y a lo mejor no cuentas con ellos, ni tampoco estarás excitada todo el tiempo que te dilates. Así es que aplicar lubricante a tu dilatador y a ti misma será de mucha ayuda en todas las etapas de la dilatación.

Algunos juegos de dilatadores vienen con su lubricante y puede que te funcione perfecto. Sin embargo, no te va a durar para siempre y puede que quieras saber que otras opciones tienes. Así que hicimos una lista para tí!

OPCIONES DE LUBRICANTES:

Tus propios lubricantes:

cuando estas muy excitada, tu vagina debe humedecerse lo suficiente naturalmente como para permitir la entrada de la punta de un pene o de un dilatador, sin dolor. Sin embargo, para muchas mujeres, su propio lubricante no es suficiente. Después de un rato, se seca y las cosas se pueden poner no muy cómodas. Así es que por eso es muy recomendable tener lubricante extra para aplicarlo en caso de ser necesario.

Saliva: es natural, muy útil, práctica, barata y siempre disponible y segura. Pero esto también se seca bastante rápido y no siempre es muy útil con tamaños grandes!

Un condón lubricado: esto puede ser muy práctico, así no tienes que comprar lubricante extra, ya que ya viene con el condón, pero asegúrate de no ser alérgica a el. Pueden ser demasiado resbalosos, a veces difíciles de manejar.

Aceite de Olivo y Aceite de Almendras: una estrellita para los aceites, especialmente el aceite de almendras! No es pegajoso, dura mucho tiempo, previene rasgaduras, se queda agradablemente y es muy resbaloso. Pero asegúrate de que no sea refinado o lleno de pesticidas y probablemente lo quieras evitar si eres propensa a las infecciones vaginales. Mejor si es orgánico y puro para que sea bueno. Pero ten cuidado porque el aceite puede mancharte la ropa y las sábanas.

Lubricantes con Sabor: bueno, el sabor es lo de menos en tu lista de prioridades. Primero asegúrate de que sea seguro, que no seas alérgica a el, que no deshaga el látex, etc.

Lubricantes a base de Silicón: aparentemente son muy buenos porque no te remojan la piel, por eso duran mucho tiempo pero son más caros que los de otros tipos. Otra cosa buena es que no promueven las infecciones vaginales y son compatibles con los condones (como quiera, revisa con cada marca). Pero no pueden ser usados con dilatadores de silicón.

Lubricantes a base de Glicerina: muy populares y los consigues fácilmente por Internet en chemists. La glicerina ha sido usada por siglos. Sin embargo, se ha reportado que algunas marcas causan quemaduras y probablemente no sean ideales si eres propensa a las infecciones vaginales. Lubricante en aerosol: si odias que tus manos se queden pegajosas.


Lo que escribimos es solo un resumen de lo que he platicado con muchas mujeres y de mi propia experiencia con las diferentes clases de lubricantes, pero a lo mejor quieres visitar esta página web: A womans touch la cual da mucha mas información y mas detallada, sobre que lubricante es mejor para usar.

Si quieres ver como se VEN los lubricantes, aquí te mandamos a un sitio muy buena onda que muestra toda las clases diferentes de botellas, tubos, paquetes y toda clase de presentaciones que hay hoy en día en el mercado, así es que también puedes escoger de acuerdo a tu estilo! :)

(Revisalos aquí en la sección de LUBRICANTES www.vaginizmus.hu)

LURBICANTES Y VAGINISMO: RECOMENDACIONES IMPORTANTES

Los lubricantes a base de aceite no se llevan bien con el látex, por eso los condones se tienden a romper si usas aceite y esto es realmente serio. Si solo te estas dilatando o usando vegetales, entonces esto no será un problema, pero ten cuidado si los vas a usar y luego lo que estas planeando después de la dilatación es tener relaciones sexuales.

Nosotros por eso recomendamos usar los lubricantes a base de aceite solo con un dilatador, o para dar masaje a la entrada vaginal antes o después de la dilatación.

Las vaginas absorben toda clase de líquidos que pongamos dentro de ellas, (excepto los lubricantes a base de silicón) así es que asegúrate que cual quiera que sea el lubricante que elijas, esté perfectamente limpio, estéril, no lleno de ingredientes desagradables (como azúcar, por ejemplo, o pesticidas) y si tu vagina te empieza a arder o tienes una infección vaginal, detente inmediatamente, enjuágate y cambia de lubricante.

Cualquier lubricante que elijas utilizar, pon una toalla sobre la cama para que no vayas a hacer un desastre! (algunas veces inevitable!). Acuérdate que el aceite mancha las telas.

También puedes poner una sábana vieja sobre una bolsa de plástico para que esta sirva como impermeable y no permita que ningún lubricante se pase a las sábanas de tu cama.


Regresa al inicio
EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD: Este sitio no fue diseñado para proporcionar consejo médico. Todo el material se ha recolectado de la experiencia de centenares de mujeres que han experimentado el vaginismo, pero es para información solamente y no intenta sustituir la consulta médica o profesional, diagnóstico y tratamiento. Revise por favor la información contenida en vaginismus-awareness-network.org cuidadosamente y consulte con un profesional del cuidado médico especializado en vaginismo, según sea necesario.